01 dic
2016

La Comisión Europea propone nuevas reglas para la transición energética

La Comisión Europea presentó ayer un paquete de medidas para mantener la competitividad de la Unión Europea, en estos momentos en que la transición energética está cambiando los mercados globales de la energía.

La Comisión quiere que la Unión Europea lidere la transición energética y que no solo se adapte a ella. Por este motivo, la UE se ha comprometido a reducir las emisiones de CO2 en al menos un 40% en 2030, a la vez que moderniza la economía y genera empleo y crecimiento. Las propuestas tienen tres objetivos principales: priorizar la eficiencia energética, conseguir el liderazgo global en energías renovables y ofrecer unas condiciones justas para los consumidores.

La Comisión entiende que los consumidores son participantes activos y centrales de los mercados energéticos del futuro. Por ello quiere garantizarles mejores opciones de suministro, acceso a herramientas de comparación de precios de la energía fiables y la posibilidad de producir y vender su propia electricidad.

En este sentido, la Comisión Europea entiende que una mayor transparencia y una mejor regulación aportarán más oportunidades a la sociedad civil para involucrarse en el sistema energético. El paquete propuesto también contiene una serie de medidas pensadas para proteger a los consumidores más vulnerables.

Según Miguel Arias Cañete, Comisario de Acción Climática y Energía, “nuestras propuestas proporcionan una fuerte demanda de nuevas tecnologías en el mercado, mejoran el funcionamiento de los mercados energéticos y nos ayudan a alcanzar nuestros objetivos climáticos. Estoy especialmente orgulloso del objetivo del 30% de eficiencia energética, ya que reducirá nuestra dependencia de las importaciones, creará puestos de trabajo y reducirá más emisiones. Europa se encuentra a las puertas de una revolución energética limpia. Y del mismo modo que hicimos en París, solo podemos alcanzar esta meta si trabajamos juntos. Con estas propuestas, la Comisión ha despejado el camino para un sistema energético más limpio, moderno y competitivo. Ahora contamos con el Parlamento Europeo y con nuestros Estados Miembros para hacer esto realidad”.

Las propuestas de la Comisión, reunidas bajo el título “Clean Energy for All Europeans”, están diseñadas para mostrar que la transición a energías limpias constituye el sector de crecimiento del futuro. En 2015, las energías limpias atrajeron una inversión global de más de 300.000 millones de euros. La UE está posicionada para utilizar sus políticas de investigación, desarrollo e innovación y convertir esta transición en una oportunidad industrial sólida. Movilizando más de 177.000 euros anuales de inversiones públicas y privadas desde 2021, este paquete podrá incrementar un 1% el producto interior bruto durante la próxima década y generar 900.000 nuevos empleos.

(…)

Fuente: Foro Nuclear

Noticias Relacionadas